jueves, 28 de agosto de 2008

La paradoja del servicio social (o del porque el sistema eductivo es obsoleto y mierdoso)

Ahora que estoy en 5º semestre tengo que empezar a hacer mi servicio social. El objetivo es trabajar para una instancia gubernamental cubriendo 480 hrs. En algún universo paralelo ideal mi escuela me debe dar una carta de presentación donde se conste que soy estudiante regular del H. CETIs 112 y con ella acudir a alguna dependencia a solicitar mi servicio. Una vez aceptado y establecidos los horarios y las actividades (preferentemente acordes con la carrera) se procede a llenar las 6 hojas de formatos de la escuela. Pero en el mundo real las cosas son mas extrañas;

Condicion 1: La carta de presentación es entregada hasta que sean llenados los formatos. Dichos formatos* necesitan el nombre, dirección, teléfono de la dependencia y los horarios y el plan de actividades asi como el nombre, cargo, firma... del responsable (suponiendo que el servicio ya fue autorizado).

Condicion 2: La dependencia (una decente) no autoriza el servicio sin la carta de presentación de la escuela.

*que están en disquetes y no me quisieron dar en mi memoria usb por los pantalones de la coordinadora.

Así que, paradójicamente no es posible hacer el servicio social en alguna universidad, un centro cultural o algo interesante. Esto garantiza que termines cortando la hierba en la misma escuela, acabes de secretario en alguna secundaria o en el seguro social, etc. No se puede llegar al Centro Cultural Olimpo y decir: ¿oiga puedo manerjar el proyector del plantario? no tengo ni un pinche documento de mi escuela que me avale por si me pregunta. Si es ahí en donde voy a hacer mi servicio es porque me he ganado la confianza del director de divulgación y del cordinador por trabajar con ellos y nunca quedarles mal. De otra forma hubiera sido mas dificil.

Ahorita estoy llenando mis formatos...

2 comentarios:

Rodcaf-X dijo...

Desgraciadamente este proceso es un mal necesario, aunque, si lo vez de lado positivo, si llegas a estar en algun lugar ajeno a la escuela dando tu servicio social, pues puedes ver como es la cosa laboral o como hacerle cuando ya estes a punto de trabajar en alguna empresa.

Saludos, y animo.

-Luyten- dijo...

No veo mal mi situación, estoy feliz. No estaba siendo sarcástico al decir que voy a hacer mi servicio ahí. Solo me quejo de todo el papeleo innecesario.

Saludos